El turismo espacial se hace moda en Europa

2035488_14219618-igeapesanteur-20130315-t103a

El primer avión comercial de Europa que ofrece a turistas la posibilidad de experimentar la sensación de “gravedad cero” culminó hoy con éxito su vuelo inaugural con 40 personas a bordo, que habían pagado unos 6.000 euros (unos 7.850 dólares) por sentirse como astronautas durante unos instantes.

El Airbus A300 Zéro-G, operado por la empresa Novepace y comercializado por Avico, despegó a las 12.00 GMT del acuenta con un espacio diáfano en el centro de 100 metros cuadrados y más de 200 metros cúbicos en el que los turistas pueden disfrutar de la sensación de no estar sujetos a las leyes de la gravedad.

La primera parábola colocó a los tripulantes en “gravedad marciana”, que permite sentir solo un tercio de la masa del cuerpo, seguido de otras dos maniobras en “gravedad lunar” (1/6 de la masa) y de otras doce maniobras sin gravedad.

“Me ha parecido magnífico, muy dulce y en armonía con mi cuerpo”, explicó a los medios de comunicación una de las pasajeras, que describía “esa magia de volar, de flotar, de no saber si tienes la cabeza arriba o abajo” y recomendaba que todo el mundo intentara experimentarlo.

El turista más veterano fue una de las 6 mujeres en vuelo, de 67 años. La mayoría de ellos son franceses aunque embarcaron también personas de nacionalidad suiza, belga, cubana, turca o japonesa.

Antes del vuelo, además de ingerir algún bocadillo y fruta, los pasajeros recibieron una detallada explicación de lo que a ocurrir en vuelo y las consignas de seguridad correspondientes y la recomendación de utilizar el lavabo pues el vuelo dura dos horas y media.

Se trata de una iniciativa que toma forma a través de Novespace, empresa filial del Centro Nacional de Estudios Espaciales (CNES) y dirigida por el exastronauta de la Agencia Espacial Europea (ESA) Jean-François Clervoy.

A pesar de haber realizado en su vida más de 3.000 parábolas de ese tipo, el excosmonauta también embarco en el Zéro-G junto con cinco estudiantes becados por el CNES y el resto de pasajeros comerciales, personal de seguridad e instructores.

El próximo vuelo, que ya está completo, tendrá lugar el 23 de junio y esta vez despegará desde el aeródromo parisino de Le Bourget.

Pero a partir del 20 de marzo se abrirá la lista de inscripciones para quienes aún no hayan podido convertirse en turistas gravitatorios y quieran hacerlo el próximo otoño.

Existen iniciativas similares de otras empresas, como Virgin Galactic que sube a los turistas a la estratosfera para experimentar también 5 minutos de gravedad previo pago de 200.000 dólares, mientras que los turistas que viajan a la Estación Espacial Internacional pagan unos 20 millones de dólares.

Airbus-A300-Zero-G-apesanteur_scalewidth_630

photo_1363334637129-1-0

zero-g

(Con información de EFE)

 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s